lunes, 10 de agosto de 2015

ANEMIA ESPIRITUAL


Aliméntate, no caigas en esta enfermedad
nútrete de su Palabra
saboréala todos los días
ella te reconfortará.

La anemia espiritual
es una tibieza, un desvio
igual que no tomar la medicación
que te levantará de esa depresión.

Este febril malestar
estremece, convulsiona
da tristeza, desaliento,
conmueve, desilusiona.

Levántate, Jesús siempre te espera
preséntate abatido, tal cual eres
muy a pesar de tu torpeza
en sus brazos, El te fortalece.

No temas, es el médico divino
médico de cuerpos y almas,
es el mejor remedio
que te devolverá paz y calma.

Ma. Etelvina Gimenez

1 comentario:

  1. Creo es un tema vigente...!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
    ETEL

    ResponderEliminar